Tarta de boda con rosa

.
Sé que un día podré publicar todo lo que tengo pendiente . . . un día . . .

Anoche revisando fotos vi que tengo tartas de boda de parejas que se casaron en el 2011 y que todavía su tarta no vió la luz por aquí . . . que desastre soy!! Yo de verdad que lo intento pero cuando en una semana haces 4 tartas, cupcakes, galletas y a la semana siguiente tienes otras 2 tartas y a la siguiente tienes que hornar 180 galletas para otra boda, y a la siguiente 3 tartas de comunión, y a la siguiente . . . . arggg, me estreso sólo de leerme!!

Al mismo tiempo ayudo a Coco con los pedidos de la tienda online, también me paso por la tienda de vez en cuanto para ayudarles un poco, aunque no me quieren por allí porque dicen que 'molesto' jajaja, tu te crees? Peró tienen razón, lo sé ^_^ me tienen encerrada en el taller como si fuese Dalí, jajajaja, dicen que allí sola me encuentro con mi imaginancia.

Me es imposible atender este blog, llevarlo al día como me gustaría, de veras que lo siento :(




Ya se me olvidaron los kilos de tarta que salieron en la que véis en esta fotografía, más de 50 si eran pero no recuerdo más, lo puse en Facebook en su día pero cualquiera se pone a buscar, como escribo poco allí también, jajajaja.

Una tarta sencilla para una boda celebrada en una cava máaaas bonita!! Esta si que fuimos a entregarla, ya se nos medio olvidó el disgusto de la entrega de la última tarta de boda hace casi 2 años y nos animamos a llevarla ^_^



La semana que hice esta tarta estaba tan estresada que si no hubiese sido por la ayuda de Ana no se ni si la habría terminado!! Muchísimas gracias Anaaaaaa, eres un encanto ^_^

El mundo está lleno de gente buena dispuesta a echarte una mano y eso no se agradece de ninguna manera, no sabeees!! Tengo la suerte de tener amigas siempre dispuestas cuando las necesitas y eso vale no sabéis cuanto.

Pero, os cuento un poco como fue el montaje de la tarta y porqué no, algún que otro truki ;)




  • Bizcocho MSC de vainilla (receta)
  • Ganache de chocolate negro (receta)
  • Butterswiss de dulce de leche (receta)
  • Fondant Sodifer blanco (aquí)
  • Pasta de goma (aquí)
  • Polvos perlados, Pearl White (aquí)
  • Polvos dorados, Metallic Golden sands (aquí)
  • Pegamento comestible (receta o aquí)
  • Spray Dübör (aquí)




  • Moldes redondos para bizcochos (aquí)
  • Rejilla para enfriar (aquí)
  • Lira para cortar bizcochos (aquí)
  • Espátula para relleno (aquí)
  • Peine para cobertura (aquí)
  • Plato giratorio (IKEA o aquí)
  • Dummy  (aquí)
  • Base para tarta (aquí)





Vamos con los bizcochos que son pocos y cobardeees!!




En esta ocasión los novios escogieron el bizcocho MSC de vainilla, todos los pisos iguales así que ni recuerdo ya cuantos huevos utilizé pero si los diámetros, 30 + 26 + 22 + 18 cm. Una tarta de la que comerían 90 personas. El piso superior, era una dummy (tarta falsa) que así guardan de recuerdo con la rosa principal.

Como era una tarta un pelín grande, en la receta utilizo leche para que el bizcocho quede más húmedo y no se seque tanto con el paso de los días. ¿Cuanta leche? Pues añado a ojo la verdad, le pongo como unos 15 ml. por cada huevo, aproximadamente.

De esa manera podemos hacer los bizcochos hasta con una semana de antelación. Una vez fríos, los envolvemos bien en papel film.
El día que los utilizamos añadimos un buen almíbar y listo, estarán perfectos ;)





Para hornearlos utilizo moldes como el que véis en la fotografía, son de hojalata, los que utilizan los pasteleros de toda la vida, los que llevo usando desde que tengo 17 años y los que van mejor que ninguno. El único mantenimiento que tienen es no dejarlos mojados para evitar el óxido pero quitando eso, yo tengo los mismos moldes desde hace ya 8 años y están perfectos!!

Este tipo de moldes tiene la altura adecuada para hornear bizcochos por capas (layer cakes) y así de esa manera, por una parte evitar tiempos de horno excesivos y por otra olvidarse de esperar 12 horas para que el bizcocho se enfríe.

Yo pulverizo el molde con spray desmoldante Dübör, todavía recuerdo cuando me paseaba con mi pistola y compresor pegada a un bidón de Dübör de 50 litros por la pastelería engrasando latas y moldes, jajajaja, menos mal que sacaron este cómodo formato en spray!!

Coloco papel de horno alrededor del molde para 'obligar' al calor del horno a que de un salto y cueza del centro hacia los laterales, así evitarás esa barriga feota que queda a veces en los bizcochos. De esa manera, también conseguimos una altura extra ;)




¿Ves que bonito queda? Sin barriga y un poco más alto que el molde ;)

Cuando sacamos el bizcocho del horno, lo colocamos sobre una rejilla para enfriar pero apenas lo dejamos reposar unos 5 minutos. Es mejor desmoldar los bizcochos en caliente para que, dejándolo boca abajo sobre la rejilla, las proteínas bajen y quede un bizcocho más liso y esponjoso.

Al haber pulverizado el molde con spray Dübör este paso es fácil ya que no se te pegará absolutamente nada. Hacemos lo siguiente,
  1. Sacamos el molde del horno con cuidado de no quemarnos y lo colocamos sobre la rejilla.
  2. Lo dejamos reposar 5 minutos. Es el tiempo que empleo en preparar mi siguiente masa.
  3. Tiramos hacia arriba de las tiras de papel de horno, gracias al spray saldrán solas sin problema. 
  4. Cogemos el molde, con cuidado que quema, y lo ponemos sobre la encimera.
  5. Colocamos la rejilla encima del bizcocho, con los guantes y sin quemarnos, volteamos el bizcocho con el molde y la rejilla dejando que quede sobre la rejilla. 
  6. Retiramos el molde, saldrá sin problemas, verás que gracias al spray, este queda prácticamente limpio. 
  7. Dejamos el bizcocho en esa posición enfriar totalmente. 
  8. Lavamos el molde, lo secamos con papel de cocina y volvemos a engrasar con spray y rellenarlo de masa o si hemos terminado, lo dejamos dentro del horno, ya apagado, para que con el calor residual de haber terminado de hornear, se nos seque por completo evitando el óxido.
Son tan sólo 8 sencillos pasos para hacer bizcochos perfectos ^_^




Una vez fríos, en este caso, en el molde de 30 cm. hice una receta de 8 huevos, que al enfriarse, corté la parte de la barriga para dejar sólo miga y corté por la mitad. Luego, en el mismo molde horneé una masa de 4 huevos, la mitad que la vez anterior y al enfriarse corté también la barriga.

Colocamos el bizcocho de 4 huevos que solo tiene base y miga, ponemos encima el otro con la base hacia arriba como véis en la fotografía y con ayuda de la lira, este último lo cortamos por la mitad. De esa forma nos quedará, (base + miga) + (miga + miga) + (miga + base)
¿Me expliqué? Jajaja, espero que siiii!!

Colocamos unos palillos que nos ayudarán a volver a colocar los bizcochos en su posición original.
Una vez que los separamos para rellenarlos, sólo nos preocuparemos de hacer coincidir palillo con palillo para que las imperfecciones que pudiesen haber, nos coincidan de nuevo con la forma original del bizcocho.

Ahora ya podemos separar los discos, poner un buen almíbar, en este caso usé uno de vainilla y lista para empezar a ser rellenada.




El relleno escogido fue un Butterswiss de Dulce de leche con ganache de chocolate negro.
Para ello, primero espatulamos una fina capa de ganache de chocolate y hacemos un dique alrededor del bizcocho con el mismo ganache, eso impedirá que el butterswiss se salga por el lateral de los bizcochos mezclándose con el ganache.
Espatulamos ahora el butterswiss en el centro del bizcocho y listo para la siguiente capa.

Siento la calidad de la foto, creo recordar que eran como las 2 de la mañana y ya no tenía ni batería en la cámara, está hecha con el móvil :(





Dejamos la tarta reposar un mínimo de 1 hora en la nevera para que se endurezca el relleno y el siguiente paso nos sea más fácil.

Ponemos ganache de chocolate sobre el bizcocho y espatulamos dejándolo caer por los laterales. Es importante que la espátula no toque nunca el bizcocho para evitar que este se levante y nos llevemos la miga con la espátula.

Espatulamos un poco por los laterales, pero no mucho, el trabajo final lo hará el peine ;)




Una vez cubierto el bizcocho con el ganache, nos ayudaremos con el plato giratorio, que en este caso y dadas las dimensiones, utilizé un plato giratorio de madera de IKEA que aguanta muy bien el peso y gira perfectamente ;)

Con el peine apoyado en la base, vamos girando el plato hasta conseguir dejar un liso perfecto en el lateral del bizcocho. Suavizamos la parte superior y lo tenemos listo para meter en el frigorífico durante 1 horita mínimo o según las dimensiones del bizcocho.

Yo los suelo dejar de un día para otro, así de esa manera, al estar la cobertura de ganache totalmente fría no se pega el fondant inmediatamente a la hora de cubrirlo y se puede rectificar moviéndolo según necesitemos.

 


Una vez tengamos ya los bizcochos cubiertos y fresquitos ^_^ los cubrimos de fondant. Yo utilizo fondant Sodifer de color blanco porque de blanco tiene poco, jajaja, como me encargaron la tarta en un tono blanco roto, Sodifer era perfecto para ello.

Antes forré con fondant una base para tarta con el mismo color y coloqué encima el primer bizcocho. A partir de ahí, uno ya encima del otro!!

Para el montaje, primero ponemos unos pilares que harán de sujeción para que el peso de los pisos que vayamos poniendo encima no hagan que se hundan. Yo utilizo unos palitos de plástico blanco que voy cortando según necesito pero podéis usar brochetas de manera aunque en ese caso os recomiendo que las metáis dentro de una cañita para refresco, así se evita que alguna astilla se pueda desprender de la brocheta y entre en contacto directo con el bizcocho.




Una vez cubiertos todos los bizcochos, los rodeamos con una cinta de raso que podéis comprar en mercerias.

Bueno, que se me olvidaban las protagonistaaas!! Días antes preparamos las rosas para que estén lo suficientemente secas como para colocarlas en la tarta, que en mi caso, van pinchadas con el propio alambre que usamos para formarlas.

Yo me llevé la tarta al restaurante en 2 partes como véis en la fotografía. No arriesgo a llevarla montada entera, nooo!! Cuando llego allí y la coloco sobre la mesa donde se presentará, la termino de montar y listo, así ya no hay peligro ninguno ^_^




Pincelé toda la tarta, con las rosas incluídas con pearl white que son unos polvos de brillo nacarado en color blanco y realzan el color del fondant matando el mate y aportándole un brillo muy bonito.

Las puntas de los pétalos de la rosa los pincelé un poquito con colorante en polvo dorado para dar unas ligeras sombras y . . . poco más . . .





Que viva los novios, no? ^_^





11 comentarios:

Ana Blanca López dijo...

No;si bonito ya lo creo que queda, pero hacer una tarta de estas características es como para terminar en un balneario para reponer fuerzas.
Blanca de JUEGO DE SABORES

requetedulces dijo...

bonita, bonita y requetebonita. Y como siempre, los pasos buenísimos.

Churretes dijo...

Increible guapa...como todo lo que tu haces!!!
Besos
Raquel

susasangon dijo...

Preciosa y muchas gracias por tu generosidad!!!
besos

Tibalda T dijo...

hola Cris! Que entrada más interesante.. Con vos se puede aprender muchísimo.. lástima estar del otro lado del océano :(
gracias por tus explicaciones tan claras y precisas!
Besos y muchos éxitos!!!!

La Gormanderia dijo...

Te ha quedado estupenda y gracias por los trucos!!

M de María dijo...

Preciosa y muy buena la explicación, yo en breve tendré q hacer una de boda y tenía la idea de hacer algo así, pero con las rosas burdeos, q será elw color predominante en el evento. Me ha servido. Como te salen esas flores tan espectaculares, tendré q ponerme a hacer muchas prácticas. Gracias, eres genial.

Dulce Bocadito dijo...

y poco más dice!!! pues te quedó muy resultona, que miedito el transporte en serio ;) 50 kilos de tarta? Qué barbaridad!!!

Un saludo

Ana

May-latardelibre dijo...

Que máquina eres chica!! muchas gracias por compartir tus truquitos estando tan liada.Eres la mejor, siempre te recomiendo y te enlazo en mi blog!!
Un beso reina

Anónimo dijo...

pon el paso a paso de las rosas!! que bellas te quedaron!
saludos!

Ana dijo...

hola!!! Para cuantas personas es la tarta ? GRacias

Sugar Adictos

 

La tienda...

El taller . . .

Y esta soy yo!

Y esta soy yo!